Posteado por: alfayate | mayo 12, 2021

Dibutetuán

Mi amiga Olga ha sacado la revista ilustada barrionalista “Dibutetuán”. Con historia, curiosidades, noticias, entrevistas, crónicas… sobre uno de los distritos más “sexys” de Madrid: Tetuán.

Descárguese el primer número en:
http://www.labroma.org/blog/2021/04/05/primer-numero-de-la-revista-dibutetuan/

Posteado por: alfayate | marzo 8, 2021

El título del poema es Atardece

Atardece
al cuidado de nuestras voces
bajo una pérgola celeste
dejo mi corazón al albor
junto a un aislanto solitario
las palabras brotan, fluyen y se pierden
dejando tan sólo su aroma
arrojando sombras sobre nuestros ojos
como un ritmo de danza
de duendes y diaños
de días y sueños compostados
exhumando miradas y sonrisas
que brotarán en un amor tan grande
que no podrá verse
sobre bancales y gradas
entre escenarios, palas y ateneas
y ventanas azules tras las estrellas
en una huerta
en la que también se cultiva el alma.

[Instrucciones para la lectura]
(Ahí, en el fondo del poema -como en todas las cosas-
está la muerte; mas no tema,
use voz clara y firme,
empiece por el principio
y acabe por el final.

Mas también se puede
con ayuda de dados y tallos de milenrama
numerar las líneas y transmutar su orden,
añadir interjecciones, cambiar palabras,
reconstruir el poema para hacerlo suyo
pues sólo el azar
nos incumbe íntimamente.)

Posteado por: alfayate | marzo 1, 2021

Felicitación

El mejor regalo
es que tú existes
y así, creas el mundo.
 
Nuestro encuentro fue ilusión
porque nunca hemos sido separados.
 
Dicho esto, aún se deben
fregar los platos.

Posteado por: alfayate | enero 11, 2021

Un día, un año

Y los años de su vida fueron novecientos.
Escuchando cantar a un pájaro
en las ruinas del que fue su templo,
transcurrió un siglo.

(Nosotros somos el tiempo)

Plantó bajo la luna llena.
La primavera no se convirtió en verano
ni el verano en otoño.

(Todas las cosas son el tiempo)

Holló el camino en una mañana
de amplios campos soleados
tañeron campanas lejanas.
Apenas salió,
ya había regresado.

Pasado y futuro,
fuego y cenizas,
jamás se encuentran.

¿A dónde llevará este interminable camino
de errores y piedras?
Lo sabrás cuando le permitas acabar.
Cuando abandones
tus propios pasos.

Y si quieres saber cuando empezó
y cuando termina,
es ahora.

Posteado por: alfayate | enero 3, 2021

Ella es (un año nuevo)

Ella es
un solar
de luz y de oscuridad.
Ella es
un ajedrez
de vida y de sentimientos.
Un país
donde todo está
al revés
y lo importante es lo primero.

Un encuentro nada casual,
una sonrisa, una mirada, un bancal.
La soledad bajo la lluvia estival
y corazones latiendo
bajo la luna de invierno.

Ella es
tomar y dar
sin perder, sin ganar.
Una caricia en el umbral,
un cavar para encontrar
el tesoro
en unos ojos negros.

Ella es
una película por empezar,
un refugio, un bar, un altar.
Un viejo balcón sin vistas al mar
pero sí al cielo.

Ella es
una piel
tan fina
para besar.
Un oasis en las calles de esta ciudad,
una semilla por plantar,
una tumba para resucitar
y un querer sin decir “te quiero”.

Ella es
un recuerdo de la niñez
y a la vez
la promesa de algo nuevo.
Y el saber
que la vida era esto.

Posteado por: alfayate | noviembre 16, 2020

El amor II

El odio son los cristales ocultos en la orilla.
Y el amor es el océano.

Eso que tú llamas amor
(apasionado, por una persona)
es sólo un río.
Caudaloso en algunos casos;
normalmente, un riachuelo infecto,
una cloaca, un desagüe.
Y el amor es el océano.

Las más grandes devociones
por dioses con nombre o sin él,
pueden ser como brazos de mar.
Profundos, tal vez,
pero sólo rincones
de una casa infinita.

Es más de lo que podemos conocer,
más de lo que podemos soportar.

No aún, en este tiempo.

Posteado por: alfayate | noviembre 9, 2020

El amor

El amor no es algo
que hacemos,
es algo
en lo que participamos.
Ocasional, breve, imperfectamente,
como un niño que intenta
meter el océano en su cubo de juguete roto.

A veces
una sola gota basta
para inundar nuestra vida
para casi ahogarnos.
E intentamos huir
cerrando los ojos
refugiándonos en discusiones, en mezquindades, en odios,
en cosas que creemos poseer,
en sentir lástima de nosotros mismos.

Pero es inútil.

Tarde o temprano
la marea nos arrastrará.
Nos arrastrará.

Posteado por: alfayate | octubre 19, 2020

Proyectos fotográficos

Otra de las cosas que tenía pendientes era hacer algo con las fotos que había sacado desde años ha y que estaban muertas de risa en algún lugar del disco duro.

Así que iré poniendo una selección de las mejores de ellas, empezando por las últimas que he estado sacando, en la cuenta que he creado en PixelFed:



También iré poniendo allí las fotos nuevas que vaya haciendo y, poco a poco, las fotos más antiguas, de excursiones, de viajes, etc…

Que ustedes las disfruten.

Posteado por: alfayate | octubre 12, 2020

Usaurio

Dícese del usuario en vías de extinción
por haber sido incapaz
de adaptarse
a una determinada tecnología.
Posteado por: alfayate | octubre 5, 2020

Calle de las Ranas II y III

(Traducción académica oficial del profesor Heinrich von Richtoffen, feuterführer del Arkeologischmusaeum de Ulm y catedrático emérito de historia antigua de la Universidad Imperial Swederingiana del II Reich)

[…] y desde el monte sagrado
saludamos al Gran Rey,
Señor de los Caminos y Conductor de Rebaños,
Restaurador del templo del Dios-Rana,
el Invisible e Inalcanzable,
arruinado y abandonado
por el mucho tiempo transcurrido.

¡Contemplad, oh, sus avenidas
y sus fuertes puertas
y sus ventanas adornadas con ricos cortinajes,
réplica y maravilla del mundo!

“arriba sube tierra-cielo,
girando cabeza, rey-pastor-albañil,
grande rana celeste,
no se ve, no se toca,
casa caída-vacía, casa nueva,
salen muchos soles.

ojos abiertos, gran camino,
buenas puertas, buenas ventanas,
mirar ventana adentro-afuera,
pequeño bello objeto igual a
grandes cuatro tierras.”

(Traducción literal de los jeroglíficos de las tablillas XIII-XIV, según dibujo -tomado del natural, poco antes de que se perdieran- de Ibn-Al Idrisi ben-Taoud, médico, alquimista y astrólogo del califa Abd-el Hixem Ibn Khalid Ibn Yezidh al-Mansur, para el que escribió el “Tratado de las cosas antiguas y maravillosas de los infieles, que Dios -alabado sea su nombre- enterró en las arenas del desierto y sólo ahora por Su Infinita Gracia y Misericordia, desvela al Comendador de los Creyentes.”)

“¡Me cagüen las putas ranas de Dios,
que el día que m’levante, las vo coger a todas
y meter na caja zapatos
y liquidar por la vía rápida
con un ladrillo
y qué a gusto m’voy quedar, coño ya!”

(Apócrifo, el Tío Eufrasio, según algunos)

Older Posts »

Categorías