Posteado por: alfayate | septiembre 9, 2009

Alan Turing

“Nunca tantos debieron tanto a tan pocos”.

En esta célebre frase de Winston Churchill se hace referencia a los pilotos de la RAF que lucharon en la Batalla de Inglaterra durante la Segunda Guerra Mundial, aunque también podría aplicarse perfectamente al personal que trabajaba desde Bletchley Park en el descifrado de los códigos secretos alemanes. Uno de los hombres clave en esta tarea fue Alan Turing, un matemático genial que si “sólo” hubiera hecho esto ya sería acreedor de nuestro reconocimiento.

Pero resulta que, además, Turing es uno de los padres de la informática, por, entre otras cosas, haber establecido los fundamentos teórico-matemáticos sobre los que se desarrollaron los ordenadores modernos. Así pues parecería que, efectivamente, todos (especialmente los que nos dedicamos a esto de la informática) estamos en deuda con él. Sin embargo, lo que hace especialmente emotiva su historia es el gran contraste entre lo que él aportó a la sociedad y lo que ésta le devolvió en pago.

En vez de recibir en vida todo el reconocimiento que merecía, fue procesado por reconocer su homosexualidad (algo de lo que nunca se avergonzó) y obligado a seguir un tratamiento hormonal para “curarse”. Al parecer, las consecuencias de este tratamiento, junto con el golpe que supuso la condena para su carrera (fue apartado de varios proyectos gubernamentales) le llevaron a suicidarse en 1954.

Pero actualmente, tal y cómo se comenta en esta entrada en Microsiervos, existe una campaña lanzada por el informático inglés John Graham-Cumming, para pedir una disculpa oficial del Gobierno Británico, (la petición sólo puede ser firmada por ciudadanos británicos, pero también existe una petición a nivel internacional, a la que cualquiera puede adherirse). La idea de la campaña no es tanto lograr la disculpa en sí como hacer justicia a Alan Turing difundiendo su figura y obra, para que el mundo conozca y reconozca la importancia de su trabajo.

Y como nos parece de justicia, desde aquí apoyamos esta iniciativa. Verdaderamente, Turing es sólo (relativamente) conocido a nivel académico por su Máquina de Turing, y sólo como un nombre más de los que aparecen junto a fórmulas, principios y teoremas. Yo sólo tuve noticia de su tragedia personal mucho después de haber estudiado su famosa máquina y esto gracias a un profesor un tanto excéntrico que un día le dio por comentar brevemente la vida de esa persona cuyo nombre se citaba en los apuntes de varias asignaturas, lo cual no dice mucho en favor del sistema “educativo” existente, pero eso ya es tema de otro comentario….

ACTUALIZACION: Finalmente, el 11 de septiembre, el Gobierno Británico, por boca del actual primer ministro, Gordon Brown, se ha disculpado por el trato dado a Alan Turing (aquí está la declaración original en inglés, y una traducción al castellano).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: